Serie COSMOPOLITAS - Ernesto Oñate

Vaya al Contenido
Serie COSMOPOLITAS
Sentimiento de unidad.
Amor a lo común.
Sentimiento de agradecimiento a que me aceptas.



COSMOPOLITAS London
Ahora, siempre.
El Palacio de Buckingham.
La Reina Isabel II.
La Commonwealth.
La música.
Cosmopolita con origen en sus raíces de expansión, de crecimiento y de inconformismo. Con la tradición en su ADN.
Diciembre 2018
Materiales:
·         Madera maciza de Palo Ferro, Wwngué y Palo Rojo.
·         Acero inoxidable pulido.
·         Tablero de vidrio templado.
Medidas:
·         120 x 120 x 73 cm.
Medidas de la mesa:
·         162 x 162 x 75 cm

COSMOPOLITAS New York
Ciudad que invita a mirar al cielo.
Conglomerado de origen cosmopolita, en un ahora, siempre cosmopolita.
Las grandes avenidas entre rascacielos.
Manhattan, Brooklyn, Queens, Bronx, Chinatown, Times Square, Staten Island, Broadway.
Cosmopolita con origen en la imaginación de oportunidades.
Diciembre 2018
Materiales:
·         Madera maciza de Palo Ferro, Palo Rojo y Wengué.
·         Acero inoxidable pulido.
·         Tablero de vidrio templado.
Medidas:
·         79,4 x 80,2 x 73 cm.
Medidas de la mesa:
·         162 x 162 x 75 cm.

COSMOPOLITAS Paris
Ciudad que invita al triunfo desde el amor a la libertad.
Destino para la imaginación y la libertad.
Los Campos Elíseos.
El Arco de Triunfo.
Montmartre.
Germen de igualdad, solidaridad y fraternidad.
Cosmopolita con origen en ser lugar de acogida de artistas y exiliados.
Diciembre 2018
Materiales:
·         Madera maciza de Palo Ferro, Wengué y Palo Rojo.
·         Acero inoxidable pulido.
·         Vidrio templado.
·         Tablero de vidrio templado.
Medidas:
·         240 x 81 x 73 cm.
Medidas de la mesa:
·         242 x 102 x 75 cm.

Conversaciones

Al otro lado de Duchamp
La escultura adquiere su carácter funcional, como mesa e instalación, al colocarle un tablero de cristal y acompañándola de una o varias sillas.
La idea que da lugar a la obra de arte puede surgir unida al deseo de satisfacer una función de uso.
El estatus de arte se alcanza con independencia de cuál sea el deseo estético y no queda coartado por una cuestión de belleza o armonía, pues, Incluso alcanzó el estatus la intencionalidad conceptual  de Dadá.
La búsqueda de la expresión de un concepto, de la transmisión de un sentimiento o de la emoción a través de una solución estética puede ir unida a la búsqueda de una solución formal destinada a un uso concreto.
El deseo de solución a una función de uso cotidiano, de cualquier uso más allá del meramente contemplativo y ornamental, puede surgir a la par y con el mismo amor que el deseo de creación artística.
Podemos bajar el arte del pedestal o descolgarlo de la pared y usarlo, que seguirá siendo arte.
- Ernesto Oñate

Regreso al contenido